Aislamientos Lorca

IU-V plantea una planificación racional de las obras pendientes de ejecución en Lorca para ocasionar el menor número de molestias posibles a los lorquinos

Pedro Sosa, Portavoz del Grupo Municipal de IU-Verdes en el Ayuntamiento de Lorca, defenderá este próximo lunes en el Pleno ordinario del mes de enero una propuesta sobre el conjunto de obras de regeneración urbana que se ejecutan en la ciudad a cargo del préstamo BEI.

Sosa recuerda que hace apenas unos días, con fecha viernes 17 de enero de 2020, el Boletín Oficial de la Región de Murcia (BORM) publicó la enésima resolución de ampliación de plazos de ejecución y justificación de nada menos que cinco convenios (suscritos por la Consejería de Fomento e Infraestructuras de la CARM y el Ayuntamiento de Lorca) para la realización de obras de regeneración urbana en diversos barrios de Lorca afectados por los seísmos de 2011.

El edil de IU-V afirma que la citada publicación se produce cuando en muy pocos meses se cumplirán nada menos que ocho años desde la concesión del préstamo suscrito, con fecha 28 de junio de 2012, entre la CARM y el Banco Europeo de Inversiones (BEI) para la recuperación de Lorca, y que afecta a las obras de renovación urbana de Santa Quiteria, San Cristóbal, Eulogio Periago; Avda. de Juan Carlos I, adyacentes y núcleos rurales; espacios del Barrio de San Fernando; recinto Ferial de Santa Quiteria y otros barrios afectados.

Sosa sostiene que “no es la primera vez, ni por desgracia será la última, que nos hemos visto obligados a denunciar públicamente la nefasta gestión de este préstamo y de las obras que se realizan en Lorca a su cargo. Un conjunto de obras públicas que en estos ocho años han venido caracterizadas por el descontrol, el oscurantismo, la falta de planificación, coordinación, información y participación ciudadanas, la generación de problemas a comercios de Lorca, las intermitencias en la ejecución de las mismas, el no establecimiento de prioridades, la adjudicación a grandes empresas foráneas, la subcontratación y falta de profesionalidad de alguna de las empresas subcontratadas, la financiación de obras en otros municipios con los fondos de una subvención que todos sabemos que es finalista y que no puede saltar de los límites de Lorca… y todo ello además acompañado de una administración que está haciendo una dejación irresponsable de sus funciones de supervisión y control”

En la actualidad, afirma el edil de izquierdas, tenemos múltiples calles del casco urbano lorquino cerradas al tráfico de vehículos, con restricciones al tránsito de peatones, y algunas “abiertas en canal”. Así está desde hace ya mucho tiempo un importante tramo de la Avenida Europa y de algunas de sus calles adyacentes, algunas vías urbanas del Barrio de San Cristóbal, de la Avda. de Santa Clara y adyacentes, de la Viña en el entorno de Cristo Rey, de la Carretera de Caravaca, del Camino Marín y otros puntos de Lorca, al tiempo que se anuncia además la realización de obras en el Barrio de San Antonio y el cierre de la conexión allí existente con la autovía del Mediterráneo.

Son muchas obras abiertas en las que se ven, en buena parte de los casos, muy pocos operarios trabajando, cuando, lo razonable, lo que marca el sentido común, debería ser exactamente lo contrario: en lugar de tener a una ciudad entera “patas arriba” con veinte obras en las que muchas veces no se ven más de tres o cuatro obreros trabajando, lo razonable sería tener pocas obras en ejecución, con un ritmo más intenso en las mismas, para así generar menos problemas al conjunto de ciudadanos lorquinos y a sus trabajadores, comerciantes y hosteleros, particularmente afectados.

Así las cosas y con la finalidad de evitar que el anunciado comienzo de las obras de regeneración urbana del Barrio de San Antonio, con la construcción de un paso inferior bajo la rotonda del mismo, y el cierre temporal del enlace con la autovía, acabe agravando los importantes problemas de tráfico y movilidad existentes en Lorca, IU-V pedirá al Pleno que adopte un acuerdo en el que literalmente se pide que “el Ayuntamiento -a través de tres de sus concejalías: Urbanismo, Fomento e Infraestructuras y Tráfico y Seguridad Ciudadana- elabore un estudio sobre las incidencias en materia de tráfico, movilidad y accesibilidad urbana, de las obras que aún quedan por ejecutar del préstamo BEI, para, con carácter inmediato, instar de la Consejería de Fomento e Infraestructuras a la firma de un nuevo convenio de colaboración que establezca una planificación racional y coordinada del conjunto de obras pendientes de ejecución en Lorca, que esté orientada a ocasionar el menor número de molestias posibles a los lorquinos”

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies