Periódico con noticias locales de Águilas, Lorca y Puerto Lumbreras

Previsible caos circulatorio

obras

Las vías aguileñas ya se están viendo afectadas

Obras

Edificio en obras

La escasez de aparcamientos privados podría ocasionar a corto plazo un caos circulatorio en la localidad, teniendo en cuenta que la mayoría de edificios construidos en los últimos años y los que actualmente se encuentran en marcha carecen de este servicio.

Tal circunstancia se debe a que la normativa vigente al día de hoy, contemplada en el Plan de Ordenación Urbana, dice que “no será obligatoria la previsión de aparcamientos en solares de superficie inferior a 300 m2., o en los que no sea inscribible un círculo de 25 metros de diámetro”. Dicha legislación ha dado lugar a que las principales vías locales, como por ejemplo la Avenida de Juan Carlos, I, se vean afectadas por la creación de edificaciones cuyas dimensiones en suelo, al no superar la cifra indicada, carentes de plazas de aparcamientos.

Si además se tiene en cuenta que en los solares iniciales se encontraban mayormente ubicadas casas de una sola planta, se está hablando de multiplicar incluso por diez el número de vecinos que se asientan en los nuevos edificios, con la prácticamente imposibilidad de igual “multiplicación” en zona pública habilitada para aparcamiento.

Si bien el nuevo PGOU, aprobado en fase inicial, modifica este punto y considera al respecto la obligatoriedad de que “aquellas edificaciones con cinco viviendas” deberán contar con aparcamientos privados, el tiempo se echa encima y no deja de ser aún notable el número de fincas en construcción que se siguen acogiendo a la antigua normativa, por otra parte, y lógicamente, aún en vigor.

La nueva medida tampoco parece, a su vez, proporcionar la solución adecuada al problema, si se considera que en solares de dimensiones escasas, al ser impracticable la habilitación de un garaje capaz de albergar los vehículos de la vecindad, se tendría que recurrir a la construcción de varias plantas con el consecuente encarecimiento del precio de la vivienda.

Entretanto, la crisis se acentúa diariamente en las calles aguileñas, aunque se apuntara hacia soluciones paliativas, como la puesta en marcha de “zonas azules” u otras alternativas similares.

La creciente posesión y, por tanto, uso de vehículos por número de miembros de una familia media se suma a una problemática de la que ya es presa el municipio, sobre todo en épocas de congestión poblacional.

Edificios sin zonas habilitadas

En la actualidad, las edificaciones aún se rigen por la antigua normativa que no obliga a dotar la finca de aparcamiento privado si el solar no supera los 300 metros cuadrados.

Ello conlleva que los futuros vecinos tengan que hacer uso de las vías públicas a la hora de estacionar sus vehículos.
Si en el suelo inicial, como suele ser habitual, se encontraba ubicada una vivienda unifamiliar, el problema de aparcamiento se multiplica por tantos pisos habitables como resulten de la nueva edificación.

La congestión que provoca esta circunstancia ya se puede constatar en vías locales tan transitables como, por ejemplo, la Avenida de Juan Carlos, I, entre otras.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies