Los vecinos de Huércal-Overa y localidades colindantes, cansados de que la Junta trate a “La Inmaculada” como un hospital de segunda

En la sesión ordinaria del Pleno celebrada hoy se ha aprobado por unanimidad la moción presentada por el Grupo Popular en la que se expone la realidad del Hospital La Inmaculada que “desgraciadamente para los vecinos de la zona, cuenta con una falta de especialistas y personal sanitario crónica, entre otras deficiencias, que contradice las afirmaciones de capacidad y calidad de sus responsables”

El Pleno del Ayuntamiento de Huércal-Overa, en sesión ordinaria celebrada hoy, ha aprobado por unanimidad de los distintos grupos políticos una moción presentada por el Grupo Popular con la que “estamos dando voz a nuestros vecinos y pidiendo que se mejore nuestro Hospital Comarcal que tiene una zona de influencia de más de 150.000 habitantes en el Almanzora, Norte y Levante de la provincia de Almería y 41 municipios”, detalló el Alcalde Domingo Fernández.
La moción hace alusión a “la realidad del Hospital La Inmaculada que desgraciadamente para los vecinos de la zona cuenta con una falta de especialistas y personal sanitario crónica, entre otras deficiencias, que contradice las afirmaciones de capacidad y calidad de sus responsables. La gestión de la sanidad por parte de la Junta de Andalucía en la provincia de Almería es lamentable, pero lo que es más lamentable aún es que existan hospitales comarcales como el de Huércal-Overa, donde los servicios sanitarios son, además, inferiores al resto de Almería y Andalucía. Una discriminación que lleva, como así lo ratifican los propios sindicatos profesionales, a que este hospital no disponga de dermatólogo desde casi 1 año, solamente disponga de 2 oftalmólogos tras el abandono voluntario, en menos de un mes, de los 5 que entraron el verano, sólo cuente con 4 cirujanos de los 8 que había por abandonos y jubilaciones, para las que no se han cubierto las plazas –que sólo cuente con un otorrino o que el Servicio de Urgencias cuente con una plantilla actual de 14 a 16 médicos –cuando la propia Dirección confirma que no tenía que haber menos de 23 médicos para atender las 240 consultas diarias y que en la actualidad está habilitado para atender sólo 140-, lo que supone una sobrecarga para los trabajadores. Pero no termina aquí la discriminación que sufre el Hospital La Inmaculada por parte de la Junta de Andalucía con respecto a otros hospitales, mantiene sólo 2 internistas de guardia y 1 en turno de noche (de 20.00 a 8.00 h), que debe atender entre 80 ó 100 enfermos, más el resto de pacientes no pediátricos que le puedes asignar desde otro área). Una deficiencia única del Hospital La Inmaculada, incompresible e inaudita, que no pasa en ningún hospital de Andalucía”.
A esto se suma la falta de especialidades tan necesarias como neurología, oncología, reumatología, endocrinología o nefrología; frente al resto de Hospitales de la provincia que, como el de Torrecárdenas y Poniente, sí cuentan con estas especialidades.
“Todas estas deficiencias hacen que las listas de espera de especialidades como dermatología, oftalmología, otorrinolaringología, etc. sean infinitas. Así tanto ciudadanos de la comarca como profesionales sanitarios, coinciden en que no se puede seguir siendo ciudadanos de segunda y que no es justo para un área de influencia tan importante como es todo el Almanzora, Norte y Levante de la provincia de Almería, con un ratio no menor de 150.000 habitantes, carezca de una atención sanitaria de calidad acorde con las necesidades que demandan estos municipios y que está provocando que muchos usuarios se marchen a la sanidad privada por las carencias de la pública”.
La realidad del Hospital La Inmaculada es “la de un déficit estructural de personal en todas sus áreas, la precariedad de los contratos laborales –contratos de un mes renovables que llevan a la marcha del profesional-, dejar sin cubrir las bajas de profesionales, la falta de especialistas que obliga a los usuarios a suspender tratamientos; una gestión pésima que condena a los vecinos del Almanzora, Norte y Levante de la provincia de Almería a una deficiente atención sanitaria”.
Por todos los motivos expuestos se ha acordado en el Pleno instar al Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía a que de manera urgente mejore las condiciones económicas, profesionales y laborales de los trabajadores de la sanidad en el Hospital La Inmaculada, al igual que al resto de los hospitales comarcales, que evite el actual déficit de trabajadores, a que de manera urgente el Hospital La Inmaculada disponga, al menos, de las mismas especialidades que el resto de hospitales de la provincia de Almería y que adecue la plantilla de profesionales sanitarios del Hospital a las necesidades reales del centro y su zona de influencia.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies