Periódico con noticias locales de Águilas, Lorca y Puerto Lumbreras

Águilas vivirá el cuarto Carnaval sin ‘¡agua!, sin El Popeye

massssssssssssssEste Carnaval, Águilas volverá a echar de menos al Popeye, Desgraciadamente, uno de los personajes más entrañables de la fiesta, que se marchó en 2013. Sin hacer ruido dijo adiós a su bastón, su ‘cigarrico’ y su gorra, casi su única compañía en sus últimos años.
Quién no se emocionó al verle -sin faltar a una sola de las citas- encabezando el desfile ataviado con sus improvisadas galas al ritmo de esa charanga que nos ponía los ‘pelos de punta’, abriendo la cabalgata, con esa sonrisa inmutable que se ganaba el aplauso unánime de las gradas, poniéndolas en pie, como si pasara no una máscara, sino el rey de todos los aguileños.

Y es que en cierto modo lo era, porque si había alguien que vivía nuestro Carnaval y lo exprimía hasta la última de sus gotas -vino, cuerva o lo que se terciara- ese era él, repartiendo riqueza por donde regalaba sus pasos, haciéndonos un poco menos pobres -de espíritu- repartiendo billetes ‘de los gordos’ con su cara de rey de los mares.
Ni que decir tiene el sentido del humor que se gastaba nuestro ‘dibujo animado’ hecho realidad, porque no sólo no se molestaba cuando uno le saludaba gritandole : “¡Popeyeeeee!” sino que, con la mejor de sus sonrisas respondía con el que se convirtió, con el paso de los años, en su grito de guerra: “¡Aguaaaa!”.
Cómo olvidar su facha vestida de ‘señora’, abrigándose del frío con el sólo manto de la cuerva, mostrando sus tatuajes de marino y saludando con la picardía de uno que criticaba riendo, que sacudía su alma al compás de las palmas de los espectadores del desfile.
Si alguien tenía la virtud de sacar una sonrisa hasta al más soso ese era él, que se frenaba delante del callado para hacerle, a fuerza de aspavientos al compás de la banda, aplaudir y levantarse de la silla -fuese o no esa su voluntad-.
Sí, ‘Popeye’, este año has dejado huérfano al Carnaval de Águilas pero seguro que, donde quiera que estés, gritarás con todas tus fuerzas para que todos podamos oír , dentro de nuestros corazones, lo que siempre tenías que decirnos: “¡Aguaaa!”

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies