Aislamientos Lorca

Cerca de 400 efectivos formarán parte del dispositivo de seguridad que se pondrá en marcha para la celebración de la Semana Santa 2020

El operativo incidirá, como en años anteriores, en la vigilancia de otros puntos del término municipal durante estos días, para garantizar que no se registren incidencias aprovechando la ausencia de los vecinos de las pedanías cuando se desplazan para participar o disfrutar de las procesiones

El alcalde de Lorca, Diego José Mateos, y el delegado del Gobierno, José Vélez, han presidido, esta mañana, la reunión de la Junta Local de Seguridad, para coordinar todos los servicios de seguridad y auxiliares necesarios para garantizar el correcto desarrollo de todos los eventos de la Semana Santa lorquina 2020 y que ha contado con representantes de Guardia Civil, Policía Nacional y Policía Local.

El alcalde de Lorca ha destacado que “se está trabajando de manera conjunta entre todos para la coordinación que se ha venido teniendo hasta ahora de Policía Nacional y Guardia Civil, con los servicios municipales de Policía Local y Emergencias y los distintos servicios implicados en nuestra Semana Santa de Interés Turístico internacional”.

Diego José Mateos se ha mostrado “convencido de que la implicación de la Delegación del Gobierno y de su delegado será total de cara a los efectivos que se hacen necesarios para la celebración de un evento de tal tamaño y para garantizar la seguridad y su buen desarrollo. Por lo que tendremos que tener previstas todas las posibles incidencias que pudieran originarse”.

Mateos Molina ha dicho “esperar que el dispositivo pase desapercibido, señal de que ha ido bien, sin problemas, y que nuestra gran Semana Santa ha discurrido con normalidad”.

Por su parte, el delegado del Gobierno en la Región de Murcia ha destacado, una vez más, “la coordinación y colaboración entre las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y Policía Local” y ha añadido que “se hará un esfuerzo, pondremos todos los medios a nuestro alcance y reforzaremos el dispositivo tanto de Guardia Civil y de Policía Nacional para que todos podamos disfrutar de una fiesta de tanto nivel como la Semana Santa de Lorca”.

Un dispositivo que contará con 127 agentes de Policía Nacional, 117 de Guardia Civil, tanto de los agentes de Tráfico como de Seguridad Ciudadana a los que se unirán los 115 agentes de la Policía Local de Lorca, a los que habrá que sumar otros servicios municipales, entre ellos, Emergencias y Vigilancia.

En cuanto al Operativo Especial dispuesto por Policía Local para esta Semana Santa 2020, mantiene la estructura que ha sido eficiente operativamente en años precedentes, para este año se han realizado los ajustes necesarios actualizando el dispositivo conforme a las premisas y objetivos planteados. Consta de una Fase Inicial donde principalmente se presta el soporte necesario a los preparativos y logístico previo a la Semana Santa y la Fase Operativa, que se activará el jueves, 3 de abril, hasta el domingo, día 12, periodo en el que la totalidad de la plantilla de Policía Local 115 agentes queda movilizada.

La Fase Inicial, activa desde el 28 de febrero, supone el refuerzo de servicios para atender todos los preparativos y necesidades como son los Tradicionales tres Vía Crucis de los Viernes del Paso Morado (Nogalte – Calvario) por la mañana y por la tarde, al igual que el Vía Crucis nocturno del Paso Encarnado (Barrio San Cristóbal), además de los ensayos de Pasos Portapasos programados por las distintas Cofradías.

A partir el viernes, 27 de marzo, ya se establecerán los operativos específicos para cada una de los eventos programados, como el Pregón de Semana Santa, labores de montaje de las tribunas ubicadas en la denominada “Carrera Procesional”, tramo comprendido entre la Avenida Juan Carlos I y la Plaza de Óvalo y calle Floridablanca, para lo que Policía Local distribuye alrededor de 1.400 tarjetas a usuarios autorizados y vecinos para acceso a garajes de la zona.

Además, para minimizar el impacto que estos trabajos de montaje de las tribunas tienen en la circulación de vehículos y personas, actividad comercial, etc, se establecen puntos de control y regulación de tráfico para informar y regular el acceso de proveedores, usuarios, vecinos autorizados, como del transporte público, velando por la seguridad de la circulación rodada y peatonal.

La Fase Operativa se activará a partir del jueves, 3 de abril, y será efectiva hasta el domingo, 12 de abril, estando movilizados todos los efectivos de Policía Local para dar cobertura a los actos de la Tradicional Serenata a la Virgen de Los Dolores y el enarenado de Avd. Juan Carlos I este día, se extiende al resto de actividades de todo tipo y eventos y manifestaciones culturales y religiosos, a las Procesiones de Viernes de Dolores, Sábado de Gloria, Domingo de Ramos, el Vía Crucis Viviente del Lunes Santo, La Procesión del Encuentro en Barrio San Cristóbal, la bajada del Cristo Paso Morado, Procesión de Jueves Santo y Procesión del Silencio en Barrio San Cristóbal, Procesión Viernes Santo, Procesiones en el casco antiguo como Sábado de Gloria con y subida de la Virgen a Santísima María y el Domingo de Resurrección.

El Operativo alcanza de manera efectiva a todas y cada una las necesidades o requerimientos solicitados por las distintas cofradías tanto en las correspondientes Procesiones relacionadas como los Ensayos con Tronos, Vía Crucis, Serenatas y otros actos religiosos en las respectivas Parroquias, traslados de tronos y bandas, itinerarios en el desplazamiento y retorno de los Pasos a las Procesiones, caballerías y carros, etc,…).

Este Operativo de Seguridad se despliega en todo su desarrollo, durante las cuatro procesiones que discurren po Juan Carlos I, Viernes de Dolores, Domingo de Ramos, Jueves y Viernes Santo, días 3, 5, 9 y 10 de abril, contemplando tres áreas o zonas de influencia que son de Interés Policial, como un área exterior que se encargará de la vigilancia externa de todos los accesos e itinerarios, mediante patrullas y controles, prestando así un servicio de vigilancia presencial y disuasoria en pedanías y barrios de la ciudad, donde la ausencia de moradores en los domicilios, precisamente por la asistencia de éstos a las Procesiones, pudiera provocar ser un objetivo fácil para la comisión de delitos contra la propiedad, vigilancia asimismo de zonas de aparcamiento e itinerarios de acceso a centro ciudad. Para ello, se desplegarán unidades de las unidades UDIP y GISC durante los horarios de Procesión.

Además, de un área de seguridad que consistirá en un acotamiento peatonal en la zona de influencia de las respectivas Procesiones, en el cierre al tráfico rodado, en la incorporación de elementos estáticos móviles con carácter preventivo en evitación riesgo de atentado con utilización de vehículos, fijándose puntos de Control. En zonas como la Cuesta de la Velica, Puente Viejo del Barrio San Cristóbal, Puente Nuevo de San Diego, Puente Tocinos, Recinto Ferial de Santa Quiteria y Óvalo Santa Paula.

Y un área interior en la que se establecerán puntos de control con elementos estáticos móviles con carácter preventivo para evitar el riesgo de atentado, patrullas a pie y motorizadas, en esta área que comprende todo el desarrollo de la denominada Avd. Juan Carlos I y todas calles adyacentes. Y en el que se asegura la presencia de agentes a menos de 50 metros. entre sí. Siendo las zonas incluidas la Alberca-Santo Domingo, Lope Gisbert en todo su desarrollo y cruces, Corredera, Nogalte-Cuesta San Francisco, Plazas Calderón y Colón, Alameda de la Constitución, Ramón y Cajal, Eugenio Úbeda-Fajardo El Bravo y Plaza Real.

Además, las Unidades GISC y Unidad Canina se desplegarán en zonas peatonales y plazas públicas en apoyo a la Seguridad Ciudadana, evitar botellón y conductas antisociales.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies