Álvaro de Luna es distinguido como “Rabaliano” en una jornada dedicada a la memoria de Paco Rabal

DSC_1680

El acto se celebraba este año, por las circunstancias que concurren, junto las conmemoraciones, organizadas por la concejalía de Cultura, del 90 aniversario del nacimiento de Paco Rabal y del 25 cumpleaños de la Casa de la Cultura

Entre palabras de emoción y recuerdos a la figura de Paco Rabal, Álvaro de Luna se convertía esta tarde en el último galardonado con el reconocimiento “Rabaliano”; una distinción que la asociación Milana Bonita entrega a aquellas personas que de alguna manera estuvieron vinculadas al insigne actor aguileño y de la que este año se convertía en merecedor el inolvidable “Algarrobo” con el aval, por una parte, de la relación humana entre los dos actores y, por otra, las tres películas en las que comparten reparto- El gran secreto (Pedro Mario Herrero, 1980), Gallego (Manuel Octavio Gómez 1987) y Lázaro de Tormes (Fernán Gómez y García Sánchez, 2000)-. El actor madrileño, en una intervención cargada de recuerdos entrañables, hacía mención a una conversación mantenida con el ya desaparecido Fernando Fernán Gómez en la que se refería a Francisco Rabal como “un hombre lleno de pasión y dignidad” una descripción que- aseguraba de Luna- “refleja a la perfección lo que era Paco”.

El acto, que tenía lugar en la Casa de la Cultura que lleva el nombre del actor aguileño, se celebraba este año, por las circunstancias que concurren, junto las conmemoraciones, organizadas por la concejalía de Cultura, del 90 aniversario del nacimiento de Paco Rabal y del 25 cumpleaños de la Casa de la Cultura y contaba con la presencia de la alcaldesa de Águilas, Mari Carmen Moreno, la edil de Cultura, Lucía Hernández, y el presidente de la asociación Milana Bonita, Miguel Ángel Blaya, además de otros miembros de la corporación municipal así como de la familia del querido actor de la cuesta de Gos. Su esposa, Asunción Balaguer, su hijo, Benito Rabal, el artista Manuel Coronado o actores como Jordi Rebellón también han estado presentes en una tarde en la que la presencia del gran Paco ha sido una constante. Era precisamente Benito Rabal, Rabaliano del pasado año, el encargado de pasarle el testigo a Álvaro de Luna, no sin antes agradecer a la asociación Milana Bonita, al Ayuntamiento de la localidad y a todo el pueblo de Águilas “el inmenso cariño hacía mi padre y hacia toda la familia”.

Durante la gala, con una sala al completo, se ha proyectado un video de la inauguración de la Casa de Cultura, presenciada por casi todos los concejales de la corporación municipal del año 1.991, fecha en la que abría por primera vez sus puertas este edificio municipal. Tras la proyección el entonces alcalde, Manuel Carrasco, y la que fuera concejal de Cultura, Francis Gallego, han recordado el duro trabajo que supuso la creación de esta espacio así como la presencia de la familia Rabal y el poeta Rafael Alberti en la jornada inaugural.

Por su parte, tanto la edil de Cultura como el presidente de la asociación Milana Bonita se han mostrado satisfechos con el cambio de formato de la Gala Rabaliano que, por primera vez este año, se ha realizado abierta al público y en un espacio municipal. “La casa de la cultura, debe ser la casa de todos los aguileños y en ella debe darse cabida a actos como el de hoy que sirven para mantener vivo el recuerdo de nuestro actor más universal”, ha manifestado la edil. Palabras a las que el presidente de Milana Bonita ha respondido agradeciendo al Ayuntamiento su implicación y apoyo.

Tras el acto ha tenido lugar la inauguración de una nueva vitrina que desde hoy ha pasado a engalanar este edificio y en la que están expuestos todos los galardones que el actor Jordi Rebellón ha donado a la localidad.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies