Aislamientos Lorca

Lorca acoge el próximo viernes una conferencia sobre el accidente nuclear de Chernóbil en la que intervendrán dos damnificadas por la explosión que trabajaron en el proceso de descontaminación

Se trata de una actividad organizada por parte de la Asociación de Familias Solidarias con e Pueblo Bielorruso y el Ayuntamiento de Lorca. El próximo día 26 tendrá lugar un acto de recuerdo a las víctimas de la explosión al cumplirse el XXVII Aniversario de la catástrofe
La Concejal de Cooperación al Desarrollo del Ayuntamiento de Lorca, Antonia López, y el Presidente de la Asociación de Familias Solidarias con el Pueblo Bielorruso, Fernando Cuadrado, su Tesorero, Pedro Javier Guevara, y el Secretario de la misma, Rafael Andreu, han informado de que la Asociación de Familias Solidarias con el Pueblo Bielorruso va a desarrollar el próximo viernes día 19 de abril a partir de las 7 de la tarde en el salón de actos del Campus Universitario de nuestra ciudad una jornada titulada “Chernóbil, recuerdos y consecuencias”, que tienen como objetivo principal que el desastre atómico que se registró en la extinta Unión Soviética no caiga en el olvido, especialmente en el aspecto relacionado con la ayuda a las personas que se vieron directamente perjudicadas por la explosión y la acogida a niños de aquella zona. La jornada, que está incluida en la semana de acción europea denominada “Por un futuro sin Chernóbil ni Fukushima”, contará con las ponencias de Natalia Tereschencko y Zhanna Filomenko que sufrieron en primera persona las consecuencias del desastre radiactivo. Se trata de una actividad avalada y reconocida por el Parlamento Europeo e incluida en el Plan de Actividades de la European Chernobyl Network.
Para hacernos una idea de las consecuencia de aquel desastre cabe señalar que la cantidad de material radiactivo liberado fue unas 500 veces mayor que el de la bomba atómica arrojada en Hiroshima en 1945, causando directamente la muerte de 31 personas y forzó al gobierno de la Unión Soviética a la evacuación de 116 000 personas provocando una alarma internacional al detectarse radiactividad en, al menos, 13 países de Europa central y oriental. Después del accidente, se inició un proceso masivo de descontaminación, contención y mitigación que desempeñaron aproximadamente 600.000 personas denominadas liquidadores, como es el caso de las ponentes que estarán en Lorca el próximo viernes. Estas personas trabajaron en las zonas circundantes al lugar del accidente, donde se aisló un área de 30 km de radio alrededor de la central nuclear conocida como Zona de alienación, que sigue aún vigente. Los trabajos de contención sobre el reactor afectado evitaron una segunda explosión que podría haber dejado inhabitable a toda Europa.
Estamos hablando de conferencias testimoniales realizadas por personas que vivieron el accidente nuclear de Chernóbil de forma directa, bien como población residente y evacuada, bien como participante directo en los trabajos de reducción de las consecuencias. Dichos testimonios, se destinan a la población en general, y especialmente, a jóvenes. Todo ello, encaminado a destacar tres aspectos fundamentales:
1.- Abrir nuevas perspectivas futuras e información sobre la energía nuclear.
2.- Revalorizar y reivindicar el trabajo de los testigos que hablarán de sus experiencias intentando dar una visión real y de primera mano que pueda hacer comprender el alcance y el horror de esta catástrofe.
3.- Rememorar y perdurar en la memoria a las víctimas de ambas catástrofes.

La Asociación Familias Solidarios con Bielorrusia se formo con el objetivo de contribuir a paliar las desastrosas consecuencias producidas por la radioactividad sobre la población Bielorrusa y en particular sobre la infancia, que padece las consecuencias del accidente nuclear de la Central Nuclear de Chernóbil en la república de Ucrania el 26 de abril de 1986. Desde hace varios años se vienen desarrollando un programa de acogida de niños por parte de familias lorquinas, dentro del que este año se prevé que se beneficien alrededor de 80 niños.

Cabe recordar que la catástrofe nuclear de Chernóbil tuvo graves consecuencias ecológicas y socioeconómicas que perjudican hasta hoy la salud del pueblo bielorruso. Los distritos colindantes de Braguin, Khoynilki y Narobia en la Región de Gómel limitan con el territorio de la central nuclear de Chernóbil en Ucrania y presentan la contaminación radiactiva más alta de Bielorrusia.

Este mes se celebra el 27 aniversario de la explosión de la central nuclear en Chernóbil, hecho por el que la Asociación de Familias Solidarias con el Pueblo Bielorruso celebrará el próximo día 25 de abril (víspera del aniversario de la catástrofe) por la tarde un acto con encendido de velas en memoria de las víctimas que tendrá lugar en la Plaza de España a las 9 de la noche.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies