Aislamientos Lorca

“Electra Aguileña”, fuente de luz en la localidad desde 1907

Fuente: revista “Vida Aguileña”/La Actualidad
Allá por el año 1907, en virtud de las grandes deficiencias que se observaban en la antigua fábrica de luz eléctrica llamada “levantina”, y por iniciativa de Don Miguel Lloret, Don Rafael Marín y Don José Parra, alcalde este último de Águilas, se acordó que se llevara a cabo una nueva fábrica de luz que pudiera dar respuesta a las necesidades de la localidad, surgiendo la que se denominó “Electra Aguileña”, ubicada junto a donde hoy se encuentra el campo de fútbol de El Rubial.


Imagen del edificio, abandonado en los años ´80


Uno de los motores que se instalaron en aquella época

Para poder llevar a cabo aquel proyecto se emitieron un total de 8000 acciones, que al precio de 25 pesetas, lograron reunir la cantidad de 2000.000 pesetas, suficientes para comenzar los trabajos de la infraestructura de la Sociedad Anónima “Electra Aguileña”.
Empezó a funcionar n aquel entonces con un solo motor, pero con el tiempo llegó a tener hasta 3 motores de 160 caballos cada uno. Durante el día, estos motores servían para el funcionamiento de las fábricas de esparto, sierra mecánica y demás industrias de Águilas; por la noche, abastecía de luz al pueblo.
Más adelante se amplió el “negocio de la luz”, instalando un alternador que tiene como objeto la elevación de agua para riegos. Para poder demostrar la importancia de este de este negocio en aquellos tiempos, solo había que observar la cuenta de la sociedad, con un capital de 265.000 pesetas.
Cabe destacar que Águilas era uno de los pocos pueblos que tenía una infraestructura de este calibre, cumpliendo con garantías su cometido, hasta que desapareció por las crecientes necesidades de la población.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies