Aislamientos Lorca

Lorca y Pulpileño se juegan el sábado el ascenso a la Segunda División B

El Lorca Deportiva buscará volver a la categoría de bronce dos temporadas después del descenso; mientras que el Pulpileño buscará ascender por primera vez en su historia a la Segunda B

La final del playoff de ascenso a la Segunda División B se juega el próximo sábado en Pinatar Arena, entre Lorca Deportiva y Atlético Pulpileño, primer y segundo clasificado respectivamente. Tan solo tres puntos separaron a ambos conjuntos en la clasificación final, y ahora se disputarán el ascenso en un único partido, en el campo central de Pinatar Arena.

A los lorquinos, a diferencia de los almerienses, les vale el empate para ascender de categoría tras finalizar la temporada en mejor posición que su rival. Este resultado, el empate, ha de tenerse en cuenta ya que ambos conjuntos empataron en semifinales y pasaron de ronda por su mejor clasificación final.

Por si fuera poco, en los dos encuentros disputados entre ambos equipos esta temporada finalizaron con empate a uno en el marcador, tanto en el remodelado Estadio San Miguel de Pulpí como en el Estadio Francisco Artés Carrasco de Lorca.

La felicidad por el ascenso separará en tan solo 35 kilómetros el enfado por quedarse a las puertas de subir de categoría, ya que esta es la distancia que hay entre las dos poblaciones que se enfrentan.

El entrenador del Atlético Pulpileño, el aguileño Sebas López, jugó en el Lorca y su segundo y a la vez Director Deportivo, Gabi Belmonte, es vecino de la ciudad del Sol. Además, en la plantilla de los almerienses juegan tres jugadores de Lorca: el delantero Juan Arcas, que ya jugó en el Lorca Deportiva; al igual que Jordán; y el capitán del Pulpileño Pipi, que jugó en el otro equipo de la ciudad, el Lorca FC. Además, Diego López y Pico también jugaron en el Lorca Deportiva.

El Pulpileño tiene la baja de Matías, expulsado el pasado domingo frente al Mar Menor; mientras que el técnico del Lorca Deportiva, Iban Urbano, podrá contar el sábado con toda su plantilla al completo.

Así, el encuentro se plantea como un partido a vida o muerte entre los dos mejores equipos del grupo XIII de la Tercera División, ya que la clasificación final así lo dictamina, pero con la ventaja de que a los lorquinos les sirve empatar para comenzar a celebrar el ascenso a la categoría de bronce del fútbol español.

El Lorca Deportiva intentará volver a la Segunda División B tras el descenso a la Tercera División en 2018, y devolver a la ciudad de Lorca a una categoría que se merece. Por su parte, el Atlético Pulpileño tratará de ascender por primera vez en su historia al fútbol de bronce y disfrutar así de su remodelado Estadio San Miguel en la Segunda B.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies