Aislamientos Lorca

“Descontrol” y el “oscurantismo” a la hora de atajar la crisis sanitaria derivada de la COVID-19 en Lorca

Resultados de los PCR’s que tardan una semana en llegar, datos epidemiológicos sin actualizar, cierre de las agendas del personal médico y de enfermería en los centros de Atención Primaria, falta de transparencia en cuento al número de rastreadores, servicios de urgencias donde se mezclan pacientes pediátricos con adultos o número limitado de reactivos del coronavirus para pacientes quirúrgicos y parturientas, son algunas de las situaciones denunciadas por Pedro Sosa y Gloria Martín

Los concejales de Izquierda Unida-Verdes en el Ayuntamiento de Lorca, Pedro Sosa y Gloria Martín, han alertado de los déficits que se están generando en el sistema público de salud en relación con la COVID-19 y que están afectando a los derechos de los vecinos y vecinas del municipio.

El portavoz de este grupo municipal Pedro Sosa, ha denunciado que hay vecinos que, una semana después de someterse a pruebas PCR’s, aún no han recibido el resultado, lo que “no ayuda a frenar los contagios ni a proteger adecuadamente a los contactos de estas personas”.


Sosa ha lamentado el “oscurantismo” en lo relacionado con la información de la COVID-19 en Lorca, cuya situación epidemiológica es “imposible” de controlar si no se actualiza diariamente la curva de contagios porque los resultados de las pruebas “se acumulan durante días”.

Por su parte, Gloria Martín ha denunciado que en algunos centros de salud del municipio las agendas de medicina y enfermería de familia estén cerradas, lo que significa que los pacientes están obligados a acudir a los servicios de urgencias para ser atendidos, con su consiguiente colapso.

Martín criticó duramente el desmantelamiento de la Atención Primaria, cuyo personal ha sido destinado a labores de rastreo, por lo que las consultas ordinarias están siendo desatendidas. “No pueden desvestir un santo para vestir a otro”, dijo Martín, quien exigió que las labores de vigilancia epidemiológica de la COVID-19 no recaigan en los mismos profesionales que, al mismo tiempo, deben atender las demandas de los usuarios del sistema público de salud.

Por ello, Martín pidió al Alcalde de Lorca, Diego José Mateos, que exija a la Consejería de Salud “transparencia absoluta” sobre el procedimiento de contratación y la relación laboral que los rastreadores mantienen con la CARM. “Queremos saber cuántos hay destinados en Lorca y si lo hacen con dedicación exclusiva o son obligados a compatibilizar esta tarea con otras”.

Sobre la atención especializada, volvió a insistir en el establecimiento de un doble circuito en las Urgencias del hospital comarcal Rafael Méndez y salas de espera específicas para separar a los pacientes pediátricos de los adultos, algo que su formación ya reclamó públicamente el pasado junio.

También ha lamentado que, a diferencia de Murcia y Cartagena, el Área III de Salud aún no haya recibido el equipamiento necesario para analizar las pruebas PCR, lo que permitiría agilizar los diagnósticos.

Martín también ha denunciado que el hospital Rafael Méndez sólo cuente con reactivos para 200 pruebas/mes para pacientes quirúrgicos y mujeres de parto “que no están siendo suficientes”.

“Llevamos semanas alertando del descontrol y la falta de transparencia respecto a la crisis sanitaria que la COVID-19 está generando en nuestro municipio”, dijo Sosa, quien exigió “más contundencia” al alcalde a la hora de exigir a Murcia recursos destinados a frenarla.

PUBLICIDAD

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies