Aislamientos Lorca

Los socialistas lorquinos denuncian “imbornales simulados” en la calle y obras mal acabadas en la Ramblilla de Tejares del Barrio de San Cristóbal

Los socialistas consideran que las obras de regeneración urbana llevadas a cabo en la zona de Ramblilla de Tejares constituyen una “nueva chapuza” del equipo de Gobierno del PP ante la total falta de interés y control en la ejecución de las mismas. Indican que no se han tenido en cuenta las demandas de los vecinos, que se muestran indignados, como el soterramiento de los contenedores de basura, las filtraciones de agua a través del pavimento cuando se producen lluvias y no se han tomado medidas para mejorar la seguridad vial en la zona escolar

El concejal del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Lorca, David Romera, ha denunciado lo que considera una “tomadura de pelo” a los vecinos de la Ramblilla de Tejares del Barrio de San Cristóbal, por el resultado de las obras de regeneración urbana llevadas a cabo en la zona en los últimos meses con cargo al préstamo del Banco Europeo de Inversiones para la reconstrucción de la ciudad.

Romera indica que “la falta de interés y de control del equipo de Gobierno del PP en las obras de regeneración urbana de Lorca ha llegado a tan bajo nivel, a tal desidia, que se han llegado a instalar imbornales simulados” en algunas vías como las calles Colmenar y Zamora a pesar de la elevada pendiente que presentan y que, cuando llueve, se convierten en auténticas torrenteras. El edil no se explica “cómo se han podido instalar unos imbornales que son simulados, que no existen, que son falsos, porque lo único que se ha hecho ha sido atornillar las rejillas al suelo”; es decir, “ni se han colocado las cajas o cunetas de recepción de las aguas pluviales, ni se ha hecho la conexión con la red de evacuación de las aguas de lluvia existente en la misma calle; una tomadura de pelo en toda regla a los vecinos de la zona y de la Ramblilla de Tejares”, eje principal de la barriada que se convierte con las lluvias en un torrente de agua y barro “precisamente porque no se han instalado desagües en las calles”.

Además, el edil socialista denuncia la “mala terminación de las obras”, el descuidado aspecto y ausencia de zonas ajardinadas en la plaza de la barriada y la aparición pocas semanas después de darse por finalizadas las obras, de “graves desperfectos” como es el riesgo de desprendimiento de los barandales que salvan grandes desniveles y barrancos por falta de un anclaje adecuado, lo que supone un peligro para la población; bancos antiguos que no se han repintado, adoquines sueltos por los que se filtra el agua de lluvia y que acaban por crear humedades y desperfectos en la cimentación de viviendas cercanas.

Tampoco se han reparado los desperfectos creados en algunas fachadas particulares y los materiales empleados en las escaleras ya están desgastados. Además, el PP no tuvo en cuenta algunas peticiones de la Asociación de Vecinos de la Ramblilla de Tejares como era el soterramiento de los contenedores de basura y la creación de una isleta ecológica, la colocación de sumideros en las calles de la parte alta y la adopción de medidas para mejorar la seguridad vial en la zona escolar para reducir la velocidad de paso de los vehículos.

Por todo ello, David Romera ha pedido al concejal responsable de Obras que “explique a los vecinos de la zona de Ramblilla de Tejares el fundamento de por qué se han colocado imbornales simulados en las calles Zamora y Colmenar” y reclama que de forma inminente “se reparen todos los desperfectos y deficiencias que han aparecido con motivo de las obras de regeneración urbana aprovechando que aún se encuentran en periodo de garantía”.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies