Periódico con noticias locales de Águilas, Lorca y Puerto Lumbreras

“AGUA PARA NUESTRA REGIÓN”

jeronimo
Ha costado lo suyo pero al final los murcianos podemos sentirnos consolados cuando el último Consejo de Ministros ha decidido enviar un trasvase de 60 hectómetros cúbicos de agua a esta sempiterna tierra seca. El tanto hay que apuntárselo a los sufridos regantes y agricultores que no han parado de reivindicar y presionar contínuamente ante las autoridades competentes con objeto de conseguir el ansiado trasvase procedente de los embalses castellanomanchegos de Entrepeñas y Buendía, para pesar del dirigente socialista del lugar, Emiliano García-Page, sí, el que se refiere al trasvase a nuestra región como “hemorragia hídrica”.

En este “contubernio” hídrico ha participado la Mesa del Agua que coordina el presidente de los empresarios murcianos José María Albarracín Gil, interlocutor privilegiado ante la ministra de Agricultura en funciones, Isabel García Tejerina, una interlocución no del todo entendida pero inevitablemente asumida por dirigentes agrarios que no acaban de ver como el líder empresarial murciano “lidera” un tema estrictamente agrario a la hora de conversar y pactar con el poder político regional y nacional. Es el lamento privado que no público por aquéllo de las malas caras y reproches en reuniones a puerta cerrada.

Consideraciones políticas-empresariales al margen, la situación en nuestros campos es bastante complicada pues tal como reconocen agricultores importantes de la zona, las plantaciones se están regando con agua adelantada lo que pone de manifiesto la grave situación por la que atraviesan los cultivos agrícolas de nuestra zona geográfica de influencia. O lo que es igual, señalan los afectados, hay que adoptar decisiones drásticas para garantizar el riego de las plantaciones porque corremos el riesgo de vernos abocados a la ruina a corto plazo.

La ayuda gubernamental sigue quedando corta -así lo atestiguan públicamente dirigentes agrarios- pues las aportaciones periódicas suponen un parche momentáneo en la solución del problema fundamental que padecemos los murcianos y que no es otra cosa que la falta de agua.

Por tanto, es imprescindible -siempre según los responsables de las organizaciones agrarias- continuar reivindicando ante quien haga falta para que de una vez por todas el sufrido campo murciano pueda contar con el agua necesaria y dejémonos de soportar envíos que, como bien dicen los afectados, no sirven para arreglar el presente y futuro de nuestros descendientes.

Esta web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies